Cuando el bebé ha cumplido 4 meses a la leche que habitualmente toma se le añade los cereales sin gluten.

A partir de los 4 meses de vida del bebé y según los consejos de cada pediatra se inicia la introducción de otros alimentos,

conocida también como alimentación complementaria.

Antes de esta etapa el aparato digestivo del bebé aún no está preparado.

A medida que el bebé va cumpliendo meses las necesidades nutricionales del bebé cambian y necesita del aporte de otros alimentos

para que su crecimiento y desarrollo sea el adecuado.

LOS PRIMEROS ZUMOS DEL BEBË

 

En esta etapa comienza a probar las primeras frutas en forma de papillas o compotas y también los primeros zumos de frutas.

Las primeras frutas se introducen de una en una por sí presenta intolerancia o alergia a alguna de estas frutas.

Las frutas que se introducen en esta etapa son, la manzana, la pera, la papaya, el plátano, y la naranja.

Al comenzar ha hacer las papillas o compotas las haremos de una sola fruta.

Cuando hemos probado todas las frutas y el bebé no ha presentado intolerancia ya podemos mezclar varias frutas a la vez.

El primer zumo que los pediatras suelen recomendar es el zumo de naranja, incluso antes de las papillas de frutas.

La naranja es una fruta rica en fibra, provitamina A, betacarotenos, antioxidante, vitamina C, contribuye a favorecer la absorción

del hierro de los alimentos, fortalece también sus defensas.

Comenzamos ofreciendo primero unas cucharaditas, con cuidado de que no se atragante,

más adelante podemos darle algo más de cantidad en un pequeño biberón.

Los pediatras aconsejan como momento apropiado para ofrecerle el zumo a media mañana antes de la toma del mediodía.

Los zumos son una forma más de dar al bebé todas las propiedades y beneficios nutricionales que la fruta contiene.

También es una forma más de que se acostumbre a tomar otros líquidos que sean diferentes a la leche.

Además del zumo de naranja podemos dar al bebé otros sabores de zumos licuando las primeras frutas que ha ido tolerando bien.

A la hora de escoger las frutas para el zumo del bebé es mejor optar por frutas que estén en su punto de madurez y a ser posible cuando ya tolere todas las frutas

escoger las frutas de temporada, que no hayan estado mucho tiempo en cámaras frigoríficas.

Sobre la autora

Escrito por en Bebés y Niños

 

Hacer un comentario


Últimos artículos

Cómo hacer un flan...

Publicado el nov - 18 - 2017

0 comentarios

Cómo hacer un puré...

Publicado el nov - 17 - 2017

0 comentarios

Sopa con flores de...

Publicado el ago - 14 - 2017

0 comentarios

Receta de gazpacho de...

Publicado el ago - 11 - 2017

0 comentarios

Últimos artículos de Pellizcos de salud

Últimos artículos de Recetas y más

Últimos artículos de Nutrición y alimentos

Últimos artículos de Bebés y Niños